Mi?rcoles, 16 de marzo de 2005
Los dolores de espalda, de nuca o de hombros son los efectos secundarios del trabajo que sufren 60 millones de europeos. Es un problema que va en aumento y que, adem?s de reducir la calidad de vida, genera unas p?rdidas econ?micas entre el 0,5% y el 2% del PIB.


La Comisi?n Europea ha decidido abrir un gran debate con organizaciones de trabajadores y empresarios que aporte medidas para atajar un problema que afecta a la tercera parte de la fuerza laboral de la Uni?n.


Uno de los sufrimientos m?s habituales es el dolor de espalda, del que en 1995 se quejaba el 31% de los trabajadores y cinco a?os m?s tarde el 34%.


Los trabajadores m?s afectados son los agricultores (57%), pero donde m?s se est? agravando la situaci?n es entre los intelectuales y cient?ficos (de 18% a 24% entre 1995 y 2000) y entre los t?cnicos (de 23% a 31%). El uso prolongado del ordenador se se?ala como una de las causas. Los datos oficiales que maneja la Comisi?n Europea hablan de 40 millones de trabajadores de la antigua UE de quince pa?ses que sufren este tipo de problemas y calculan que, contando los 10 nuevos pa?ses la cifra podr?a ser de unos 60 millones de trabajadores. Hay 182 millones de empleos. El fen?meno tiene un fuerte impacto econ?mico, no s?lo por las bajas m?dicas, sino tambi?n por la p?rdida de productividad, gastos sanitarios, p?rdida de personal experimentado y coste de reclutamiento y de formaci?n de nuevo personal.


Las normas europeas y nacionales que se imponen a las empresas no siempre se aplican. La Comisi?n har? nuevas propuestas tras la actual consulta p?blica.
Publicado por tuasesor @ 1:16
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios