Martes, 14 de febrero de 2012

En Enero del presente año Angela Merkel pedía a España que tuviera en cuenta la reforma laboral alemana, al dictado de la canciller alemana Rajoy ha hecho real la petición alemana, la segunda petición, por llamarla de algún modo fue que España debía proceder a realizar más privatizaciones, nada nuevo cuando cada vez más estamos escuchando las intenciones que hay para servicios sociales esenciales, como la Sanidad y la Educación...

 

Merkel en su día también fue protagonista cuando nos decía a portugueses y españoles que teníamos muchos días de vacaciones y que debíamos esforzarnos un poco más, vamos que nos estaba llamando vagos, literalmente " "no podemos compartir una misma moneda cuando unos tienen muchísimas vacaciones y otros muy pocas".......mientras la situación alemana no es muy diferente, pues aunque por ley sólo están obligados a conceder 20 días a sus trabajadores, por los 22 de España o Portugal, la realidad es que gracias a la fortaleza de la negociación colectiva en Alemania, disfrutan entre 25 y 30 días, es decir prácticamente igual que nosotros.

Otra de las citas en las que Angela Merkel saca los pies del tiesto decía que ya está bien de que compartiendo la misma moneda los trabajadores de un país se jubilen mucho antes que otros, otra vez hacía referencia a Portugueses, Españoles y también griegos, dando a entender que los alemanes se jubilaban mucho más tarde de media: con datos de 2010 la jubilación media de los trabajadores españoles se situaba en los 62,8 años mientras la media alemana de jubilación permanecía en 62,2 años. Con las reformas llevadas últimamente a cabo se ha alargado la edad de jubilación a los 67 años, para que la media se sitúe cerca de los 65 buscados, pero es que en Alemania esa edad de 67 años como objetivo no se cumplirá hasta 2030.

Por no hablar del salario mínimo interprofesional en cada uno de los paises, de nuevo en Alemania no existe por ley un salario mínimo pero el gran poder de la negociación colectiva ha establecido de hecho, que los sueldos más bajos, por supuesto los de la parte más oriental alemana, que están en alrededor 1100 euros, cuando en España anda por 600 euros y en Portugal sobre los 460 euros...¿Porqué señora Merkel, trabajadores que comparten moneda como usted dice, sufren estas diferencias?.

¿Porqué Sra. Merkel no dice nada del porcentaje de contratación temporal en España, que ronda casi el 30% mientras el alemán está sobre el 13%?

¿Porqué no dice Sra. Merkel que si bien es verdad que la indemnización tras un despido en Alemania, es bastante inferior a la española, también es cierto que tras un despido improcedente, el trabajador es quien decide lsobre a readmisión o no? Pero como gracias a que su porcentaje de paro es muy pequeño comparado con el español, los trabajadores optan por la indemnización, contando con una rápida colocación y que además otro dato que no dice es que a partir de determinados años de trabajo el empresario debe preavisar al trabajador con hasta un máximo de siete meses, con lo cual y en suma la indemnización global es más que satisfactoria...

 

 


Publicado por tuasesor @ 2:55  | Art?culos
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios