Mi?rcoles, 29 de febrero de 2012

España ratificó en 1962 el “Convenio para la represión de la trata de personas y de la explotación de la prostitución ajena, firmado en Lake Sucess, Nueva York, el 21 de Marzo de 1950” y como consecuencia tuvo que modificar el Código Penal que en su artículo 188.1 establece: “ El que determine, empleando violencia, intimidación o engaño, o abusando de una situación de superioridad o de necesidad o vulnerabilidad de la víctima, a persona mayor de edad a ejercer la prostitución o a mantenerse en ella, será castigado con las penas de prisión de dos a cuatro años y multa de 12 a 24 meses. En la misma pena incurrirá el que se lucre explotando la prostitución de otra persona, aun con el consentimiento de la misma.”

 El preámbulo del Tratado ratificado, llamado de Lake Sucess, por el lugar de la firma, determina que “la prostitución y el mal que la acompaña, la trata de personas para fines de prostitución, son incompatibles con la dignidad y el valor de la persona humana y ponen en peligro el bienestar del individuo, de la familia y de la comunidad”

La propia Constitución Española en su artículo 15 nos dice que “Todos tienen derecho a la vida y a la integridad física y moral, sin que, en ningún caso, puedan ser sometidos a tortura ni a penas o tratos inhumanos o degradantes….

 

                                                         http://www.diariosur.es/prensa/noticias/201009/08/fotos/4934492.jpg

Por tanto en vista del Tratado de Lake Sucess, incluido en nuestra legislación a través de la modificación del Código Penal y de la propia Constitución, nuestro legislador no puede establecer una desregulación o despenalización de la prostitución en nuestro país, aunque en la práctica la situación sea bastante flexible y la propia prostitución voluntaria esté despenalizada siendo los poderes públicos de ámbito más local los que a través de Reglamentos regulan esta actividad.

A raíz de todo ello se plantea la posibilidad o no de que sea considerada su actividad como laboral, con todas sus consecuencias, para ello primeramente vamos a ver si se dan los requisitos para que exista un verdadero contrato laboral:

Según el Art.1 del Estatuto de los Trabajadores: “los trabajadores que voluntariamente presten sus servicios retribuidos por cuenta ajena y dentro del ámbito de organización y dirección de otra persona, física o jurídica, denominada empleador o empresario.”

Según estos requisitos no podemos considerar que el ejercicio de la prostitución entre dentro de los contratos entendidos como laborales por el ET, ya que como se ha dicho el Código Penal impide que exista un empleador que se lucre de esta actividad. En todo caso se debiera considerarse como autónoma.

En Colombia sin embargo hay una sentencia que reconoce la laboralidad de la actividad: 

http://www.redsemlac.net/web/index.php?option=com_content&view=article&id=764:colombia-prostitutas-en-camino-de-gozar-de-derechos-laborales&catid=42:derechos-civiles&Itemid=61

“…fallo de la Corte Constitucional en respuesta a la petición de una mujer que ejercía la prostitución en un establecimiento y cuyo propietario la despidió por estar embarazada. El proceso legal llegó a la alta Corte después de que la petición fue rechazada por instancias judiciales inferiores, bajo el argumento de que la prostitución no es moral y va en "contra de las buenas costumbres".La sentencia consideró que estos no son argumentos válidos y ordenó la indemnización de la mujer por parte del establecimiento donde laboraba, así como el pago de 12 semanas de salario por licencia de maternidad, bajo la consideración de que la meretriz trabajaba en condiciones equiparables a un contrato laboral: cumplía un horario, dependía de esa actividad, estaba subordinada a un jefe y recibía una remuneración periódica.”

Pero estamos sometidos a la ratificación del Tratado de Lake Sucess que califica como ilícita la actividad y por tanto contraria al ordenamiento jurídico impidiendo la posibilidad a estas trabajadoras de darse por ejemplo de alta en el RETA.

Sólo nos queda la posibilidad de que sea la judicatura la que admita en base a los mismos principios de dignidad de las personas de la propia Constitución, en su artículo 15, que impide el lucro por terceros de esta actividad el que también sirva para garantizar los derechos de estas verdaderas trabajadoras, con sus derechos y prestaciones…permitiendo su inscripción en el RETA adquiriendo un mínimo de derechos…(prestación económica por incapacidad temporal, posibilidad de tener protegida la contingencia por accidente de trabajo…)

Aunque estas medidas puedan ser bien vistas porque a largo plazo esta regulación al margen de que para las propias trabajadoras sea positivo, que es lo principal, puede servir para evitar fraudes, lavado de dinero procedente de venta de armas, drogas, explotación de inmigrantes y menores etc… sólo en España hace unos años se estimaba en más de 400.000 las prostitutas existentes, no todo es positivo, pues en concreto Holanda pasó a regular y legalizar los prostíbulos y ha tenido una transición traumática ya que ahora existe un mayor control policial y muchas prostitutas no quieren salir del anonimato, ejerciendo en la clandestinidad por lo que están más expuestas a riesgos y faltas de protección…

Desde otro punto de vista los abolicionistas dejan recaer toda la culpabilidad en los poderes públicos y sobre todo en el cliente de las prostitutas, al entender que;

 “Los abolicionistas reclamamos una sociedad constituida sobre la igualdad y dignificación de las personas, consideramos incompatible el uso y explotación sexual que representa la prostitución, y por ello denunciamos:

• Que la prostitución constituye, en todos los casos y circunstancias, una enérgica modalidad de explotación sexual de las personas prostituidas, especialmente de mujeres y menores y una de las formas más arraigadas en las que se manifiesta, ejerce y perpetúa la violencia de género.

• Que la inhibición y tolerancia de los poderes públicos frente a los que organizan, reclutan, transportan, inducen a la prostitución y frente a todos los que obtienen beneficios económicos de la prostitución favorece la expansión y arraigo de una práctica que compromete la vida, salud, integridad psíquica de numerosas personas, especialmente mujeres y menores.

• Que el prostituidor/cliente, invisibilizado hasta el momento, es responsable con su demanda del desarrollo de la industria del sexo” ( www.ciudadanas.org)

Desde el partido comunista tienen la misma posición abolicionista http://www.pce.es/secretarias/secmujer/pl.php?id=691 y dejan recaer toda responsabilidad en el cliente y los poderes públicos insistiendo en la idea de que ellos defienden la libertad, la dignidad, la igualdad y la seguridad de todos los seres humanos y, por supuesto, de las mujeres que son prostituidas…algo que entendemos la mayoría de los mortales que es algo bastante utópico, pues el meollo de la cuestión es ver como defender y proteger a esas victimas y respaldar con medidas concretas como la posibilidad de tener protegidas las contingencias comunes por enfermedad o accidente de trabajo o incluso  la posibilidad de alcanzar a tener una pensión…lo cual debiera ser la prioridad de u partido político que se precie y no lanzar bombas de humo dejando caer principios con los que todos estamos de acuerdo pero mientras, muchas de esas mujeres a las que dicen proteger siguen sin estarlo…

Con fecha de 7 de mayo de 2012 vemos publicada una noticia en la que un Tribunal de Justicia, en concreto el TSJ de Murcia reconoce una relación laboral en cuanto que al ayudar a captar clientela para el local en el que trabajan con un horario determinado y con una ganancia por consumición, el Tribunal abre una vía para poder obligar al empresario a dar de alta a las trabajadoras en la Seguridad Social, sin mencionar la prostitución expresamente, debido a lo anteriormente descrito, Tratados etc...

En palabras del Tribunal:

El juez declaró la naturaleza laboral del vínculo que une a una veintena de mujeres de alterne que ejercen en el citado establecimiento y la empresa, por lo que señaló que ésta debía darlas de alta en la Seguridad Social.
La sentencia añade que el Juzgado de lo Social declaró probado que estas mujeres se dedican a captar clientes, "a los que incentivan para el consumo de bebidas, con sujeción al horario fijado por la empresa como de apertura del local, percibiendo una retribución a comisión del 50 por ciento del coste de las bebidas consumidas por ellas con los mismos".
La Sala del TSJ, al desestimar el recurso presentado por la sociedad, señala que ésta se beneficia también de la actividad de estas mujeres, y que, aunque no les impone un horario determinado, es obvio que el mismo está condicionado por el horario de apertura y cierre, por lo que existe una relación laboral.
 

 


Publicado por tuasesor @ 11:23  | Art?culos
Comentarios (1)  | Enviar
Comentarios
Publicado por Cliente X
Jueves, 07 de febrero de 2013 | 21:17

El Tratado de Lake Sucess fue ratificado por España durante el franquismo, en el 62. La modificación legislativa que le siguió fue la Ley de Peligrosidad y Rinserción Social del año 1970, tras la llegada de la democracia el PSOE despenalizó en 1995 tanto el proxenetismo como la tercería locativa. No fue hasta el año 2003 cuando se modificó el artículo 188 para volver a castigar el proxenetismo no coercitivo.

Considero que el tratado, por resultar contrario a la Constitución Española, debería repudiarse. Asimismo el artículo 188.1 debería ser revisado, volviendo a penalizar únicamente el empleo de violencia, engaño o intimidación para ejercer la prostitución y no la obtención voluntaria de lucro de ella lo cual permitiría regular la prostitución como un trabajo por cuenta ajena.

Te paso un enlace de interés: http://barriorojo-esl.blogspot.com.es/2011/10/debe-admitirse-la-prostitucio n-como-una.html